Autor: Alex Moga

    La tecnología y su aplicación explicada para las personas y el liderazgo. Caminando hacia el METAVERSO

Llega la regulación europea de criptoactivos

     

Las instituciones europeas están dispuestas a dar un salto adelante en el sistema financiero y monetario europeo y ya tienen lista la propuesta de regulación de criptoactivos en el marco de la Unión Europea.

 Proposal for a Regulation of the European Parliament and of the Council on piloto regime for market infraestructuras based on distributed ledger technology (Texto with EEA relevance) (COM (2020) 594 final / 2020/0267 (COD)) (updated 28 April 2021 )

 

Si echamos un vistazo atrás, aún resuenan los gritos y el descrédito que todo el mundo dio al Bitcoin cuando comenzó a popularizarse. Aunque en la actualidad  aún cuenta con reticencias y barreras oficiales, el Bitcoin ha conseguido, entre multitud de hitos históricos, la existencia de criptoactivos y hacer emerger la tecnología que lo sustenta, la cadena de bloques o blockchain 

Hoy las principales entidades financieras, así como corporaciones privadas de todo el mundo, trabajan con esta tecnología de base mucho más rápida, segura, escalable y transparente que la estructura cliente-servidor.

La Comisión Europea sin saltarse el “savoir faire” político que la caracteriza, y que a la vez la hipoteca, ha situado en las agendas institucionales y estatales, la primera propuesta de regulación de criptoactivos bajo el título Marco de la UE para los criptoactivos

Llegado a este punto, uno podría pensar que estamos ante la más importante transformación del sistema financiero y monetario desde el acuerdo de Bretton Woods. La realidad sin embargo, es que todavía estamos lejos de este objetivo tan necesario como imprescindible. 

Esta propuesta de regulación solo se enmarca en criptoactivos stablecoin, es decir estables. Para decirlo con otras palabras, solamente regulará aquellos criptoactivos creados bajo la tutela de activos FIAT; institucionalizados, controlables y dominados.

La evidencia de esta afirmación se da con los cuatro objetivos generales que se plantean:

  1. Proporcionar seguridad y claridad jurídica para promover el desarrollo seguro de los criptoactivos y la utilización de la Tecnología de Registros Descentralizados (TRD) en los servicios financieros
  2. Incentivar la innovación y la competencia legal mediante la creación de un marco propicio para la emisión de criptoactivos y la prestación de servicios relacionados con los mismos.
  3. Garantizar un alto nivel de protección de los inversores y de los consumidores y de integridad en el mercado.
  4. Eliminar los riesgos para la estabilidad financiera y la política monetaria que podrían derivarse de una mayor utilización de los criptoactivos y de la TRD.

El ADN de la regulación que se presenta en la mencionada regulación, nos dice que tendrá un recorrido limitado, entre otros motivos por que excluye la esencia y los motivos de existencia de los principales criptoactivos como Bitcoin, Ethereum, Cardano, Polskadot y tantos otros, que son la base de una nueva escuela de economía mundial, la criptoeconómica.

Es criticable que esta regulación se proyecta en la defensa del statu quo, cuando la ciudadanía y los europeístas esperamos y deseamos que Europa lidere, iniciando un camino que nos aleje de la dependencia de los unos y los otros.

Asimismo, es loable la valentía de la Comisión Europea para hacer frente a una realidad que sobrepasa toda institución pública y organización política, pero la autoprotección suministrada en la norma que se trabaja, así como su corta mirada, no frenará la creciente confianza en Bitcoin como reserva de valor, no frenará la inversión creciente en Altcoins como Ethereum, ni la popularización de otros criptoactivos digitales que ofrecen intangibles de valor, y prestaciones tecnológicas innovadoras, que impulsan y tutelan la transformación digital. 

Una transformación, la digitalización, que la propia Comisión Europea impulsa, tutela y proyecta.

Identidad Digital Auto-soberana

Identidad Digital Auto-soberana

En artículos anteriores he explicado elementos y características de la tecnología blockchain. He hablado de Bitcoin, de los Smart contracts y otros conceptos que permiten vislumbrar alguno de sus potenciales.

Hoy, y como introducción muy breve, os hablaré de la Identidad Digital Auto-soberana, término acuñado por Alex Preukschat en su artículo Self Sovereign Identity: a guide to privacy for your digital identity with Blockchain.

La Identidad Digital Auto-soberana propone una soberanía para el individuo, no para la emisión de la identidad, sino para su administración y presentación a terceros.

En primer lugar, el modelo habilita que los individuos tengan soberanía en la administración y gestión de sus activos y credenciales digitales, como por ejemplo un pasaporte digital, un título formativo, una propiedad u otros -utilizando elementos digitales personales y portables como por ejemplo puede ser en una aplicación en el smartphone.

En segundo lugar, suprime la necesidad que un tercero al que se le presenta un activo digital tenga que dirigirse a un emisor para comprobar su veracidad o validez, ya que puede hacerlo en un registro público y descentralizado sin manipulación y mucho más seguro.

¿Os imagináis un único repositorio digital (con toda la información y documentación que genera el individuo) en el smartphone que habilite y dar acceso a presentar en cualquier trámite que hagáis con una administración pública y/o empresa privada?

Toda la información y documentación en un “click”. Sería un paso histórico ante tanta burocracia, desplazamientos, obstáculos que mejoraría enormemente a todas las partes. Todo de manera transparente, seguro y validado. Datos que serían propiedad de los individuos, no de otros agentes para ser comercializados que amenazan nuestra identidad, atacan nuestra intimidad y peligrosamente saben de nuestros activos.

A continuación os dejo un enlace al libro “Identidad Digital auto-soberana: El futuro de la identidad digital: auto-soberanía, billeteras digitales y blockchain” del autor Marcos Allende López. Se presenta en versión inglés y español y su descarga es gratuita.

Blockchain, la oportunidad

De dónde venimos: Estructura cliente-servidor

Desde el nacimiento de la Web 2.0, las relaciones P2P/B2B  se han estructurado con un agente “intermediario” (servidor).

Como ejemplo, nos situamos en BIZUM, donde la persona “A” realiza una transferencia a la persona “B”. Cuando “A” emite la orden de enviar el dinero, el servidor de la entidad financiera actúa como intermediario y valida la operación que permite que “B” reciba el dinero que se le ha transferido.

Si traemos este ejemplo, al mercado global con millones de operaciones con un volumen de capital de billones de dólares, el intermediario gana por cada una de estas operaciones a través de lo que se llama comisiones, un elemento clave para el resultado de explotación del sistema financiero que conocemos.

Por lo tanto, nos enfrentamos a un modelo centralizado (servidor), vulnerable (siempre recibe ciberataques), dependiente (instituciones financieras y /o crédito) y costoso (la dependencia obligatoria de las instituciones financieras que actúan como intermediarios, nos obliga a pagar las comisiones, y/o costes complementarios, que estos nos imponen).

Hacia dónde vamos: Estructura blockchain (blockchain)

La tecnología blockchain reemplaza la estructura cliente-servidor mediante la eliminación de intermediarios provocando una transformación del modelo.

Continuando con el ejemplo anterior, cuando “A” de una billetera (monedero) digital encriptada, emite la orden de enviar el dinero a “B”, esta orden, encriptada y completamente anónima, corre a través de “bloques” que validan los llamados “mineros”, el trabajo de estos mineros tiene un coste que llaman “gas” (Ethereum). Cuando se valida la operación y se cierra el bloque, se envía a toda la red de nodos que se guarda una copia invalidando cualquier ataque a un solo bloque.

Por lo tanto, nos enfrentamos a un modelo descentralizado (multitud de nodos), inmutable (no se puede copiar la operación), seguro (se  encripta a través de HASH), independiente (no hay dependencia obligatoria) y más barato (el costo del “gas” pagado a los “mineros” es mucho menor que las “comisiones bancarias”).

Además, hay dos elementos que hacen de la cadena de bloques una tecnología transformadora.  Por un lado, todas las operaciones se realizan en tiempo real, a diferencia de la antigua estructura servidor-cliente, lo que permite que las operaciones que con el modelo tradicional pueden tardar horas o incluso días en ejecutarse, estas se ejecutan en segundos.

Imagínese, con la estructura servidor-cliente, una operación de millones de euros apoyada por un cambio de divisas que puede fluctuar su precio en minutos causando pérdidas millonarias. Y también hay otro elemento clave, la transparencia, la tecnología blockchain es una gran base de datos distribuida con trazabilidad absoluta.

Oportunidades

La tecnología blockchain está en plena evolución cualitativa y cuantitativa, con la misma aceleración de cambio que el uso que se le está dando, se le requiere y necesita. Ya hemos llegado a la quinta generación de esta tecnología, logrando mejorar la escalabilidad, el abaratamiento de gas, la gestión de bloques, la velocidad, la aparición de nuevos protocolos de uso y gestión y mucho más.

Hoy en día, esta tecnología ya se está utilizando en el sistema financiero, cadenas de producción industrial y muchos otros. Su posibilidad de uso se extiende a todo el sistema económico, financiero, empresarial, productivo y social del mundo que conocemos. A modo de ejemplo, presento dos  (posibles) casos de uso, uno global y el otro local.

Según el Banco Mundial, hay alrededor de mil millones de personas en el mundo que se les niega algún tipo de identificación personal, se les niegan derechos fundamentales y, a su vez, la posibilidad   de un ingreso económico, ya sea por la pobreza, la explotación o totalitarismos. De ellos, y según el propio Banco Mundial, cuatro de cada diez son menores de dieciocho años. Con la tecnología blockchain  esta situación se puede revertir y, al mismo tiempo, hacer posible un anhelo de esperanza y progreso para todas estas personas.

Otro caso (posible) de uso más cercano (local) se da en el sector agroalimentario, donde las Tierras de Lleida y Catalunya constituyen gran parte del tejido industrial y exportador.  Esta tecnología ofrece la oportunidad de ser pioneros, competitivos (ganando cuota de mercado a nivel europeo), multiplicando los ingresos, reduciendo los costes indirectos y los derivados, y mejorando la productividad exponencialmente.

Si desea profundizar y descubrir más sobre la tecnología blockchain, puede ponerse en contacto con blockchain@alexmoga.cat

 

Trencant MURS

Fa pocs dies vaig tenir l’oportunitat d’escoltar a l’Antoni Garrell amb una xerrada sota el títol “Mirant cap al futur. Societat i Indústria 4.0”. Va descriure amb absoluta claredat, i alhora fermesa, els canvis que la tecnologia ja està provocant a la nostra societat i va donar, alhora, elements per transformar el model productiu a Catalunya amb l’instrument de la innovació.

Segons el ponent, els elements d’impacte de la Digitalització sobre la nostra societat són:

  1. Una societat tecnodependent (la dependència del model productiu i l’humà amb la tecnologia és indissoluble).
  2. Hipermèdia (les xarxes com a font del coneixement).
  3. Una societat informada (mai com ara hem tingut tanta informació a la nostra mà per gestionar, tanta que hem arribat al punt de la sobre informació i la no contrastació d’aquesta generant situacions d’engany intencionat, malintencionat).
  4. Ràpida (vivim un present accelerat, exigim valor amb una celeritat que el model productiu actual no és capaç de gestionar per diversos motius).
  5. La Intel·ligència Artificial i els cobots són instruments imprescindibles (això comporta riscos i amenaces a les estructures laborals del model productiu).
  6. Relativa (la tecnologia i els elements que provoquen l’acceleració ens han fet perdre, a la societat, els valors de l’estructura i trencar línies que sobrepassen l’ètica).
  7. Una societat condicionada per l’exposició pública a la qual se sotmet.
  8. Una societat superficial (avui la immensa majoria es mou pel titular, situació que provoca tensió en diferents àmbits de la mateixa).
  9. Conscient de la necessitat d’un equilibri de creixement sostenible (la crisi climàtica que vivim ens interpel·la a tothom, i cada vegada més persones són conscients i sensibles amb aquesta amenaça, els més conscients es troben entre la població natius digitals).
  10. La col·lisió intergeneracional (avui el futur de la nostra societat, de la joventut i del futur, el decideixen els estrats poblacionals més estables. Aquests allunyats del coneixement real dels dèficits i dificultats amb què el projecte de vida resulta molt dificultós).

Si aprofundim en cadascun d’aquests deu elements, que l’impacte sobre les persones, en l’àmbit personal, social, en l’àmbit laboral i de les competències educatives, està provocant l’acceleració transformadora més gran que la humanitat ha viscut fins avui. En tan sols deu anys no hi ha àmbit o element que no s’hagi vist transformat. I, doncs, la pregunta és? Hem transformat amb la mateixa acceleració els instruments troncals que faciliten una transició justa i equilibrada al País? La resposta evidentment és NO.

Avui, l’administració pública encara no ha fet els deures, les estructures socials de defensa i garantia d’aquest equilibri no s’han vist liderades per fer aquesta transició i el model productiu de Catalunya, basat en pimes, encara està lluny d’aconseguir-ho.

El resultat és, avui, que la ciutadania, les empreses, els autònoms i la societat, en el seu conjunt, es troben en una incertesa incremental que provoca comportaments, rebuig i canvis en les persones i en les societats, que juguen en benefici de l’autoprotecció.

Si volem començar a invertir les tendències i oferir llum d’oportunitat, necessitem un model disruptiu que sàpiga llegir d’on venim, que decideixi cap a on volem anar i ens acompanyi, al conjunt de la societat, a les oportunitats que aquest canvi de model ofereix, perquè les oportunitats hi són, i són grans. Per a tothom!

Productes sostenibles per salvar el planeta

Des de Calypso Space treballem pel planeta i les persones

Fa gairebé un any, em vaig sumar amb un projecte empresarial d’economia circular. Una aventura apassionant i alhora un repte professional. Vam desenvolupar la idea de crear productes sostenibles per a substituir el plàstic a la indústria.

Totes les nostres solucions es desenvolupen en polpa i derivats aconseguint que tots els nostres productes siguin reutilitzables, biodegradables, compostables i reciclables. Hem aconseguit una metodologia de treball global, amb la transformació digital com a instrument i via, amb actors en diferents punts del planeta que treballem plegats per aconseguir una millora d’aquesta a través d’R+D i una adaptació gairebé immediata.

Algunes de les nostres solucions són de packaging del sector del cosmètic, alimentari, tecnològic i mèdic i hem desenvolupat una solució, que ja hem patentat, per a la substitució de les anelles de plàstic de les llaunes de begudes. I avui treballem per altres solucions per a altres sectors industrials que possibilitaran la substitució de materials contaminants, tòxics i emissors de carboni. 

L’economia verda ens obre un ampli ventall d’oportunitats, també en l’àmbit industrial, i ser pioners en el reinici d’un món diferent després de la pandèmia.

[ngg src=”galleries” ids=”15″ display=”basic_thumbnail” thumbnail_crop=”0″] 

Si vols saber més, o bé t’interessa alguna de les nostres solucions, pots escriure’m (advisor@calypsospace.com). Començarem una aventura apassionant i responsable amb el planeta! Ajudem-lo.